17 septiembre 2008

Citas (para Nico)

"Pero ningún espíritu humano puede comprender que Dios entre desde la eternidad en lo finito pasajero, que dé un paso para atravesar la "frontera" hacia lo histórico. Quizá, incluso se defienda, desde una "idea pura de Dios", contra lo aparentemente casual y conforme al espíritu del hombre. Sin embargo aquí está en juego la más íntima esencia de lo cristiano. En este campo, el pensamiento por sí solo no llega más allá. Un amigo me dijo una vez unas palabras con las que he llegado a comprender mucho más que con el mero "pensamiento". Estábamos hablando sobre esa clase de cuestiones, y me dijo: "¡El amor tiene esas cosas!". Esas palabras me han ayudado siempre. No es que hayan aclarado mucho la inteligencia, sino que apelan al corazón y permiten presentir el misterio de Dios. El misterio no se comprende nunca, pero se hace más cercano, y el peligro de "escándalo" desaparece.
Ninguno de los grandes logros en la vida del hombre surge del mero pensar. Todos brotan del corazón y del amor. Pero el amor tiene su propio "por qué" y "para qué". Por más que habrá que estar abierto a ello, pues de lo contrario no se entiende nada. Pero ¿qué ocurre cuando es Dios el que ama, cuando lo que se revela es la profundidad y el poder de Dios? ¿De qué será capaz entonces el amor? Sin duda, de una gloria tan grande que, a quien no tome el amor como punto de partida, todo tendrá que parecerle locura y sinsentido"

Romano Guardini, El Señor, Ediciones Cristiandad 2002, p. 48.

3 comentarios:

tío de Nico dijo...

Haré lo posible por sentarle y leérselo. En todo caso, a mí ya me ha servido mucho. Grazie.

Fernando dijo...

Querido Dal:

Qué texto tan profundo. Es útil para reflexionar sobre dos grandes misterios, como son la Encarnación y la Eucaristía. Para un deísta, por ejemplo, sería algo imposible de creer que realmente Dios se encarnó en nuestra naturaleza y vuelve, cada día, a la Eucaristía. En realidad, en la práctica muchos cristianos tampoco creen ni una cosa ni la otra.

Efectivamente, sólo si llegamos a entender (con su gracia) que Él nos ama podemos explicarnos que todo un Dios se encarnase y se quedase en la Comunión; si no lo tenemos presente, ambas cosas son dificilísmas de aceptar.

porlafamiliaporlavida dijo...

Hola:

He conocido tu blog, a través del de Abu, creo que tenemos intereses en común, y me gustaría que pasaras por mi blog, estoy ayudando a Abu con su campaña Salta la Alambrada, y a otro amigo Miguel Maestre en la difusión del Premio Blog Provida, me encantaría que te pasarás por allí y conocieras los detalles.

http://porlafamiliaporlavida.wordpress.com/2008/09/17/dos-proyectos-de-difusion/